¿HAS PERDIDO TUS DETALLES?

NOSOTROS

Los alumnos son el foco principal de la clase

Metodología de comunicación para la enseñanza de la lengua

Nuestra metodología de la comunicación para la enseñanza del idioma hace fuerte hincapié sobre el lenguaje hablado. Ofrecemos un ambiente de aprendizaje de la lengua donde los alumnos tienen muchas oportunidades de poner en práctica sus conocimientos del idioma. Muchas de las actividades se basan en las experiencias personales de los alumnos, opiniones e ideas y cada actividad posee un enfoque comunicativo.

Nos gusta utilizar una metodología basada en las tareas donde los alumnos intentan realizarlas al principio de la clase y con la posibilidad de volverlas a realizar. Este primer intento de resolver los ejercicios hace que el alumno sepa ubicarse. Entre un ejercicio y otro, introducimos ciertos recursos basados en la producción del alumno y posiblemente en actividades para escuchar y leer. Analizamos el lenguaje que vamos a necesitar en los ejercicios orales, viendo los típicos errores y ayudando a los estudiantes a que digan las cosas que no podían decir antes del inicio de la clase.

Creemos que es importante ofrecer un claro enfoque en cada lección y no es necesario que sea controvertido para provocar interés o debate. Los tópicos que debatimos en clase son importantes para el alumno en cuanto a sus intereses y necesidades con ello hacemos que el alumno tome parte en las actividades.

También programamos las clases de conversación como un debate piramidal, lo que implica que comenzamos con un alumno para el primer ejercicio, después dos, cuatro, etc. En actividades consecutivas. Utilizamos una metodología de repetir ejercicios y nuestro objetivo en cada repetición es que los alumnos progresen.

Repitiendo las actividades orales, los alumnos ganan confianza con cada ejercicio y tienen la oportunidad de hacerlo otra vez. Y haciendo algo mejor o diciendo algo que no podías decir al principio de la clase, simplemente significa que estás aprendiendo.

Nuestra visión de la gramática

En términos de técnicas gramaticales, confiamos principalmente en dos metodologías (deductiva e inductiva) y nuestra elección depende de varios factores. Depende de la complejidad de la gramática y las reglas, de las necesidades del estudiante y del entorno de aprendizaje.
Creemos que de alguna manera las clases de gramática son extremadamente válidas en términos del aprendizaje de una segunda lengua.

Preferimos dar un enfoque inicial al significado y creemos que las lenguas no se aprenden como cosas concretas, presentadas fuera de contexto sino que el conocimiento se adquiere a través de la interacción. Preferimos presentar el lenguaje en un contexto determinado y animar a los alumnos a que imaginen cuales serian las reglas.

Creemos que es importante para los alumnos que prueben esas reglas, y que intenten confirmar sus hipótesis. Porque el proceso cognitivo relacionado con este tipo de aprendizaje es un método muy motivacional.

Nuestro papel como profesores con este método consiste en facilitar al alumno el aprendizaje de formas gramaticales aportando un contexto relacionado con la estructura gramatical, lo cual es importante para las necesidades e intereses del alumno. A través de ejemplos contextuales es posible adjuntar una nueva forma gramatical a algo que los estudiantes han aprendido con anterioridad.

Creemos que es importante mostrar a los alumnos los errores típicos o invitar a los alumnos a que identifiquen errores típicos durante los ejercicios guiados. Es tan importante mostrar a los alumnos lo que no pueden hacer como lo que pueden hacer. Cometer errores es una parte vital del proceso de aprendizaje y trabajamos mucho con los alumnos utilizando una variedad de técnicas de corrección de errores para que no se repitan.

Nuestra visión acerca de la enseñanza centrada en el alumno y los materiales

Creemos que es nuestra responsabilidad planificar el curso con objetivos a largo plazo, más que simplemente realizar clases sobre la marcha y que no forman parte de una planificación global.
Creemos que el punto de partida de cualquier curso o programa de estudio has de ser tú, el alumno. Llevamos a cabo análisis de las necesidades que son la mejor forma de identificar los objetivos del curso y también incluye decisiones sobre la elección del libro y materiales que se usarán.

Continuamente hablamos con nuestros alumnos acerca de sus experiencias de aprendizaje, actitudes, creencias y preferencias para aprender una lengua. Te ayudaremos a aprender cómo aprender un idioma.

Nuestro foco principal son nuestros alumnos a través de las técnicas que utilizamos en clase. Motivamos a nuestros estudiantes a que aporten gran cantidad de cosas al curso. Los cursos te pertenecen a tí - queremos que tú aportes tus puntos de vista y comentarios. Marcamos objetivos realistas para el curso y durante la clase se aprenden los aspectos del lenguaje, que son lo más importante y relevante para nuestros alumnos.

El entorno (incluído nuestro centro) y nuestro personal juegan también un papel importante. Desde el momento en el que se cruza el umbral de la puerta, queremos que se sienta en un ambiente de habla inglesa. Todo el mundo en Tick it English habla inglés. Nuestro personal no nativo, posee unos conocimientos de inglés a nivel nativo.

Nos esforzamos mucho en motivar a nuestros alumnos y en ofrecer cursos interesantes.

Poseemos una amplia colección de materiales que utilizamos en nuestras clases. Utilizamos textos y CDs originales y adaptados especialmente al curso. Realizamos actividades comunicativas y motivamos a nuestros alumnos a participar al máximo. Ayudamos a los estudiantes a que debatan, manifiesten sus opiniones acerca de temas de actualidad y en situaciones reales. También incorporamos muchas actividades de repaso en nuestras clases.

A menudo con el material disponible, buscamos la mejor manera de hacer la clase comunicativa, dando a los estudiantes un motivo para interactuar con los materiales, y responder así a los objetivos fijados. Tanto los materiales, los alumnos como el profesor juegan un papel importante en la enseñanza del inglés como lengua extranjera.

Nuestra metodología general en dicha enseñanza se enfoca hacia el alumno más que en los otros dos factores aunque hay veces que de manera justificada nos centramos en los profesores y en los materiales.

Speaking English. A través de una larga experiencia hemos aprendido a no dejar que los materiales interfieran en la clase de manera que no se produzca una interación entre los propios alumnos y entre alumnos / profesor. Una forma de hacerlo es trabajar con pocos materiales pero utilizándolos más.

Sacamos provecho de pequeños materiales en la creacción de un contexto en donde alguien pueda expresar y debatir sus opiniones, sentimientos, creencias, etc. Algunos materiales en sí mismos facilitan la comunicación y el aprendizaje de la lengua y cuando ese no es el caso, los adaptamos.

Motivamos a nuestros alumnos a que sean ellos los que dirijan el aprendizaje de la lengua y a que utilizen los materiales también fuera de clase. Una forma ideal de mejorar el inglés es llevándose a casa un libro de lectura adaptado al nivel que se posea y leerlo, al igual que escuchar el CD o cassette para revisar el lenguaje.

SUBIR

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies